Pilar Ortiz Andrés

Amado lector,

Heme aquí, en esencia, un alma.

En el momento en que leas estas palabras, una parte de la coraza que te envuelve, se estará mellando.

Todo comenzará con un ligero escalofrío. Pronto, una extraña sensación de familiaridad se irá apoderando de tus latidos. Apreciarás entonces, que una pequeña parte de ti se retuerce, vibra.

Lo que ocurre, realmente, es que comienzan a despertarse emociones que tenías escondidas en lugares que, probablemente, nadie conoce. No temas y déjalas salir.

Has de comprender que escribir, es desgarrar la realidad con el fin de abrir portales hacia nuevos mundos. Es desprenderse de nuestra propia identidad, haciendo acopio de experiencias vividas, propias y ajenas.

Y es en este lugar, dónde la creación será el nexo entre las palabras y el brotar de nuevas emociones.

Haz de ti, el vínculo esencial entre tu interior y este lugar, para percibir así, nuevas formas de comprensión.

Gnosce te ipsum